martes, 22 de julio de 2008

La Plaza Buratovich

Echesortu Football Club (by pablodf) El domingo pasado fuimos la familia y amigos a celebrar el cumpleaños de mi madre al Club Echesortu, donde mi papá conocía a alguien. Comimos, decir abundante sería mezquino, digamos exhaustivamente. Yo no había ido nunca a ese club, y creo que nadie en la familia. No es nuestro barrio ni nuestra costumbre.

Como yo venía de otro lugar y no pasé por casa, llegué antes que los demás y me dejaron esperando un buen rato. Hacía un poco de frío pero yo estaba bien abrigado y me senté en la plaza. Por suerte tenía conmigo la cámara, así que me divertí tomando fotos por ahí, disfrazado mentalmente de documentarista como suelo hacer. Hace unos instantes, con las fotos a mano, se me ocurrió usar este espacio para poner esta clase de fotos, como venía haciendo en Vista Rosario hasta que lo cerré.

Del Club Echesortu no diré mucho excepto que en realidad se llama Echesortu Football Club, a la antigua usanza supongo, y que su escudo, grabado en la fachada, tiene tres franjas verticales (rojo, blanco, rojo). Está en San Nicolás 1350 (entre 3 de Febrero y 9 de Julio), frente a la Plaza Buratovich. De esto me enteré el otro día porque me queda absolutamente a trasmano, y siempre que he pasado por ahí cerca lo he hecho en colectivo o a pie por calle Cafferata, del otro lado de la plaza.

Plaza Buratovich (by pablodf) La susodicha plaza lleva el nombre de un mayor del ejército, Santiago Buratovich, que fue el que donó el terreno. Fue inaugurada en 1924. Tiene un mástil sobre un pedestal con figuras esculpidas por Erminio Blotta, y una fuente que solía estar en donde ahora está la Plaza Sarmiento (todo esto según Wikipedia y el cartel informativo que la municipalidad ha puesto en una esquina de la plaza).

Es una plaza interesante, aunque le hace falta pasto. Desesperadamente. Creo que los vecinos de Echesortu deberían reclamarlo, porque tal como está es como un libro de texto sobre la erosión producida por la falta de soporte vegetal; la arena y el fino polvo de tierra están por todos lados, y casi no hay nada de césped. Tampoco hay las tradicionales piedritas rojas que al menos evitan que vuele tanto polvo.

Como ya dije, por San Nicolás está el Club Echesortu; por 9 de Julio, también a media cuadra, está la Parroquia San Miguel Arcángel. Todavía quedaba gente saliendo de misa de domingo cuando llegué, pero no entré a ver, ni le tomé fotos, ya que no me pareció muy atractivo el edificio. (Aclaro que soy un ateo al que le encantan las iglesias antiguas, estéticamente.)

En la plaza hay un playón de baldosas y (si mal no recuerdo) un aro de basket. Hay muchas hamacas y otros juegos infantiles. A toda hora que uno pase parece haber gente, aunque sea una o dos madres con sus hijos, y otros paseando al perro. Y eso que he pasado tarde por la noche.

1 comentario:

  1. Pablo, me asombro mucho tu relato. Estaba buscando cosas del barrio y encontre esto, me parecio muy bueno. Aunque no soy muy de comentar páginas, quiero felicitarte, me gusto tu relato. Paso a contarte ya que te gusta esto de descubrir cosas de la ciudad, que en esta plaza, cuando yo era chico, sobre la esquina de 9 de Julio y Caferatta, había un monolito del IGM, marcando ese lugar como el centro geográfico de la ciudad. recuerdo a fuego ese texto que decía: ESTE ES EL CENTRO GEOGRAFICO DE LA CIUDAD INSTITUTO GEOGRAFICO MILITAR.- Otro dato para tu interes, es que hace unos cuantos años esa hermosa fuente de bronce fue robada, no preguntes como hicieron, pero así fue... Y en ese entonces no existia el mago enmascarado... Lamentable....
    Bueno te felicito por tu obra y seguí asi.

    ResponderEliminar